Ourense

Barreiros: "Seguiré trabajando para lograr la máxima unidad"

Ourense

Entrevista

Barreiros: "Seguiré trabajando para lograr la máxima unidad"

José Manuel Díaz Barreiros, nuevo presidente de la CEG (XESÚS FARIÑAS).
photo_camera José Manuel Díaz Barreiros, nuevo presidente de la CEG (XESÚS FARIÑAS).
Barreiros se pondrá al frente de una organización que llevaba tres años sin presidente y sumida en una crisis interna, tras las dimisiones de Antonio Dieter Moure y Antón Arias.

El empresario ourensano José Manuel Díaz Barreiros es el nuevo presidente de la confederación de empresarios de Galicia (CEG) tras llegar a un acuerdo con el otro aspirante, Pedro Rey, justo antes de que se produjera la votación presencial, de modo que el vigués retiró su candidatura. 

Barreiros se pondrá al frente de una organización que llevaba tres años sin presidente y sumida en una crisis interna, tras las dimisiones de Antonio Dieter Moure y Antón Arias. Empresario del sector de servicios de asesoría, correduría y gestoría, Barreiros pertenece desde hace años al comité ejecutivo y a la junta directiva de la CEG.

¿Cómo se siente tras ser proclamado presidente de la mayor patronal gallega?

Siento mucha responsabilidad, y también agradecimiento con la confianza depositada en mí por empresarios de toda Galicia. En lo personal, estoy muy orgulloso de que haya un presidente de la CEG por Ourense, y quiero expresar mi agradecimiento a la CEO, que fue la gran valedora de mi candidatura con el apoyo unánime de su junta directiva.

¿Cómo definiría a esta nueva era para la CEG? 

Pues como una etapa ilusionante. Estamos viviendo la tormenta perfecta, cuando a la crisis económica, política y social se suma la sanitaria, y el reto es complejo, pero venimos con mucha ilusión. De las crisis surgen oportunidades. Las empresas tenemos un enemigo común, el covid, a vencer entre todos.

¿Cómo es su actividad en estos primeros días al cargo?

Aunque ya conocía la CEG, al formar parte de sus órganos de gobierno, mi primera misión es conocerla aún más, e interesarme sobre las funciones que desempeñan cada uno de sus doce técnicos. La primera medida que voy a tomar internamente es diseñar un documento sobre las relaciones de los puestos de trabajo, para redistribuir entre departamentos los objetivos del programa electoral. 

¿Qué más medidas tiene ya en mente a nivel interno?

Es clave fortalecer la imagen de la CEG como patronal gallega más importante, compuesta por las 4 organizaciones provinciales, 16 sectoriales y un consejo asesor, y con más de 100.000 empresas asociadas que representan más de la mitad del tejido productivo gallego. Otras tareas a llevar a cabo son tener más presencia en redes sociales, implantar un código ético y lograr una reforma de los estatutos. 

¿Y en el plano social?

En este ámbito, queremos jugar el papel de interlocutor legítimo en la negociación colectiva. También está entre nuestros objetivos el diseño de políticas de promoción del empleo, impulsar la implantación de planes de igualdad en las empresas gallegas, impulsar también medidas para la conciliación laboral y familiar, como el teletrabajo, destacar el papel de las empresas, que son hoy más esenciales que nunca, y por supuesto apoyar la llegada de ayudas a los sectores que están sufriendo más restricciones.

¿Estudian nuevas vías de financiación para la CEG?

Sí, buscaremos convenios con administraciones públicas y empresas privadas, sin olvidarnos de los fondos europeos. De hecho, el plan es crear una oficina técnica informativa con técnicos de la CEG para la captación de los fondos europeos de reactivación económica, que vienen destinados principalmente para la digitalización de empresas, automoción, industria 4.0, energías renovables...

Durante toda su campaña, incidió en la importancia de la unidad.

 Como ya venía diciendo en las últimas semanas, presenté mi candidatura al considerar que contaba con apoyos suficientes no solo para ser presidente sino para lograr esa mayor unidad empresarial. Si aunamos al respaldo con el que ya contaba entonces el acuerdo alcanzado con el otro candidato, Pedro Rey Vera, que representa el soporte de diversas organizaciones sectoriales, no cabe duda de que se han ganado apoyos de peso. Y se seguirá trabajando para lograr la máxima unidad empresarial, lo cual genera estabilidad y a su vez sirve para lograr acuerdos de éxito.

Y, además, así se evitan conflictos internos dentro de la institución.

Partimos de la base de que hay confederaciones provinciales asociadas, que defienden los intereses de la provincia, y asociaciones sectoriales, que defienden a los diferentes sectores. La CEG, por tanto, juega el papel de paraguas protector, para defender el interés general de los empresarios gallegos. Mi papel es ser neutral y equitativo. Por supuesto, si en algún caso los intereses particulares contribuyen a los generales serán defendidos. Por ejemplo, la construcción de una vía ferroviaria o una autovía, que aún estando ubicadas en una provincia pueden mejorar las conexiones para toda Galicia. 

Más en Ourense