ENTREVISTA

"En el campo jurídico, el agua abre perspectivas buenas de investigación"

Guillermo Suárez es el coordinador del I Seminario Internacional sobre Democracia, Ciudadanía y Estado de Derecho

Guillermo Suárez, ayer tras el cierre del seminario internacional (MIGUEL ÁNGEL).
Guillermo Suárez, ayer tras el cierre del seminario internacional (MIGUEL ÁNGEL).
"En el campo jurídico, el agua abre perspectivas buenas de investigación"

La facultad de Derecho del Campus cierra su primer seminario internacional sobre sostenibilidad en escenarios de crisis institucionales. Una treintena de investigadores de  universidades españolas y brasileñas, con la coordinación de la UVigo, habló de los desafíos que se presentan para las ciencias humanas y las ciencias sociales–especialmente el derecho–, en los gobiernos actuales. Guillermo Suárez Blázquez, profesor del Campus, es el coordinador de este congreso que ya está dando sus frutos. Una revista pionera en España recogerá las ponencias. Además de la UVigo, cooperan la Universidad Estadual de Londrina (Paraná, Brasil) u la Universidad Federal Fluminense (Río de Janeiro, Brasil). 

La democracia a debate en un congreso internacional. ¿Es una fortaleza que se haya celebrado en plena campaña electoral?

No, pero sí que se han tratado los principales desafíos de los derechos humanos, el respeto a los derechos y temas muy actuales como el teletrabajo, la conciliación de la vida personal y laboral...

También aspectos jurídicos relacionados con el agua, el "apellido" del Campus.

Sí, los recursos hídricos y la sostenibilidad del medio ambiente. Hay cuestiones como el respeto a las minorías. Y es que en Brasil hay mucho abuso de las multinacionales en la explotación de los recursos. Hay territorios indígenas a los que se les está quitando su medio de vida. Por tanto, aniquilas estas culturas. Cómo puede ocurrir esto en sistemas democráticos.

¿Ha servido de contraste entre las realidades Brasil-España?

Sí, es un congreso muy rico porque se ven distintos puntos de vista con Iberoamérica y España. El cambio de comunicaciones enriquece y se percibe una realidad diferente. 

Las ponencias serán publicadas.

Sí. En la revista de reciente creación "Controversia", realizada desde la UVigo con la colaboración del Colexio de Avogados de Ourense. Está dirigida por mí y se seleccionarán las mejores ponencias científicas. Es una revista que cumple con los estándares nacionales e internacionales y es pionera, ningún colegio de abogados en España dispone de una iniciativa así.

¿Qué importancia tiene el ámbito jurídico en el proyecto de especialización del Campus da Auga?

Mucha. El agua está ligada a los recursos naturales y abarca mucho más de lo que pensamos. El problema es cómo proteger los recursos. El agua es un derecho fundamental, pero no está recogido en la Constitución. Podrán recogerlo los textos constitucionales a medio plazo. Los recursos hídricos como derecho humano, hay que protegerlos, para dejarlos a las siguientes generaciones. Es un problema global, estamos todos en la lucha contra el cambio climático.

¿Qué líneas de investigación jurídicas se siguen relacionadas con el agua?

Estoy dirigiendo varias tesis doctorales relacionados con los recursos hídricos, desde el punto de vista histórico y jurídico, el planeamiento urbanístico, la globalización... El agua no es solo un problema de ciencia, sino sociológico, de historia y jurídico. Y se abren buenas perspectivas de investigación en este campo. Hay que trabajar desde un punto de vista de especialización para que podamos proteger y desarrollar una institución como el Campus da Auga.