Ourense

"Sé que cuando salga de este hospital voy a ser capaz de actuar en el 95% de los problemas"

Ourense

ENTREVISTA

"Sé que cuando salga de este hospital voy a ser capaz de actuar en el 95% de los problemas"

Alejandro Rodríguez, en el CHUO.
photo_cameraAlejandro Rodríguez, en el CHUO.

Alejandro Rodríguez acaba de entrar en el hospital de Ourense dentro de la nueva hornada de residentes en el CHUO

Es el único "top 100", es decir, una de las mejores notas de España, que hará su residencia en esa área sanitaria. Además, y lo que tiene más mérito, escogió Ourense para Cirugía General por delante de cualquier otra zona. "No tenía ataduras", aclara, pero le convencía el CHUO. Se licenció en Enfermería, pero mientras la estudiaba se dio cuenta de su verdadera vocación: "Hacía preguntas en clase que los demás no hacían". Ahí se dio cuenta. 

No deja de sorprender la elección. ¿Por qué Ourense?

Ya había hecho aquí prácticas, conozco a profesionales, docentes.... Sé que formándome aquí puedo tener todas las posibilidades. . 

¿Mejor un hospital pequeño que uno grande?

Prefiero un hospital pequeño que uno grande. En uno pequeño, la ratio residentes/quirófanos es más atractivo. Aquí entra un residente en la especialidad cada año y hay cuatro o cinco quirófanos. La ratio es mejor en los pequeños. Hablé con otros residentes en hospitales gallego o en León y todos tenían esa visión. Un hospital inmenso tiene sus ventajas, pero también tiene inconvenientes. 

¿Por qué escogió esta especialidad?

La especialidad es muy amplia, incluye muchos sistemas. Lo que hay que plantearse durante la residencia es adquirir los máximos conocimientos posibles. Yo sé que cuando salga del hospital de Ourense voy a saber actuar en el 95% de las urgencias que presenten. Habrá algunas que tendrán que derivarse siempre a hospitales más grandes, claro. 

Como MIR habrá que trabajar duro, ¿no?

Por supuesto. Hay que trabajar mucho y estar al pie del cañón. Somos los primeros que tenemos que estar para echar una mano. 

Un ourensano en el número 86 de toda España. ¿Se lo esperaba?

Estoy muy contento. Me esperaba una buena nota, por los progresos en la academia. Tan alto, tan alto, a lo mejor no, claro. Hubo que estudiar mucho, hubo semanas mejores y semanas peores. Pero algo siempre tuve claro, siempre respeté los tiempos de descanso. Seguí haciendo deporte. Lo importante es que los tiempos de estudio fuesen efectivos.