Ourense

A juicio por pegar a su madre y perseguirla con el tendedero de ropa

Ourense

Suceso

A juicio por pegar a su madre y perseguirla con el tendedero de ropa

OURENSE (NOVO EDIFICIO DOS XULGADOS). 17/11/2017. OURENSE. Entrada en coche policial de Estefanía D.A.G., de 29 años y vecina de Ourense, acusada de abandonar a su hijo recién nacido el pasado día 17 de septiembre en un contenedor de basura de la rúa Río Bibei en O Vinteún. Posteriormente a la declaración ante la fiscal, ingresa en la cárcel de O Pereiro de Aguiar en un coche de la Guardia Civil. FOTO: ÓSCAR PINAL
photo_cameraOURENSE (NOVO EDIFICIO DOS XULGADOS). 17/11/2017. OURENSE. Entrada en coche policial de Estefanía D.A.G., de 29 años y vecina de Ourense, acusada de abandonar a su hijo recién nacido el pasado día 17 de septiembre en un contenedor de basura de la rúa Río Bibei en O Vinteún. Posteriormente a la declaración ante la fiscal, ingresa en la cárcel de O Pereiro de Aguiar en un coche de la Guardia Civil. FOTO: ÓSCAR PINAL
La víctima sufrió lesiones en uno de los brazos, pero renunció a ser reconocida por el médico forense 

José Antonio G.B. se enfrenta a ocho meses de cárcel por un delito de maltrato familiar. El ministerio fiscal lo acusa de  personarse a las 20,30 horas del 22 de abril de 2019 en el domicilio de su madre, en el barrio de A Cuña, y golpearla en repetidas ocasiones en la cara. La agresión se produjo en la cocina y la víctima, ante los repetidos golpes, logró escapar hacia una habitación. Según el ministerio público, el acusado la persiguió con el tendero de la ropa hasta que la agarró fuertemente por un brazo. Acto seguido, José Antonio G.B. se encerró en una habitación hasta que fue detenido por la Policía Nacional.

La víctima sufrió lesiones (arañazos) en uno de los brazos, pero renunció a ser reconocida por el médico forense o cualquier indemnización. 

El acusado se sentó ayer en el banquillo del Juzgado de lo Penal 1 y no reconoció los hechos que le atribuye la fiscal, que, además de los ocho meses de prisión, también pide que le sea prohibido portar cualquier tipo de arma durante los próximos tres años.

El acusado, con antecedentes penales, compartía entonces domicilio con su madre.