Monterrei

La CIG recurre en el juzgado el cierre del paritorio de Verín y pide la suspensión

Monterrei

La CIG recurre en el juzgado el cierre del paritorio de Verín y pide la suspensión

El sindicato señala que "un conflicto laboral corporativo del colectivo de pediatras de Ourense constituye el real detonante de la decisión que se impugna"
La CIG ha presentado un recurso contencioso administrativo contra la orden de cierre de los servicios de paritorio y Pediatría de Urgencias del Hospital de Verín (Ourense) y ha solicitado la adopción de una medida cautelar de suspensión de este mandamiento.

Así lo ha informado esta organización sindical en un comunicado, en el que explica que el pasado día 4 presentó el recurso en el Juzgado de lo Contencioso Administrativo de Ourense contra la "interpretación parcial" de la gerencia del área sanitaria de "unas recomendaciones (no normativas) que aconsejan la no apertura de nuevas maternidades en zonas con posibilidades inferiores a 600 nacimientos año".

"Olvidan que también proponen la revisión y evaluación de las opciones, no el cierre, de las maternidades ya abiertas con partos inferiores a los 600 al año". Por ello, la CIG critica la "incongruencia de la motivación" de la gerencia sanitaria para "justificar el cierre del paritorio del Hospital de Verín y mantener abiertos los de seis hospitales comarcales de Galicia restantes que tampoco alcanzan esa cifra".

Además, argumenta esta central sindical que presenta recurso porque "la EOXI para esconder la falta de dotación de pediatras del Hospital de Verín justificó la decisión de supresión en la baja natalidad de la zona y en la supuesta pérdida de destreza de los profesionales" cuando, ha matizado, "algunos especialistas ni siquiera podrían haber perdido destreza porque no tienen plaza en Verín".

En esta línea, subraya que "un conflicto laboral corporativo del colectivo de pediatras de Ourense constituye el real detonante de la decisión que se impugna". "La gerencia de la EOXI, tras la jubilación del único pediatra de Verín, se encontró con la presión de tener 1.200 pacientes de Pediatría en lista de espera y para solucionar el problema creado por un lobby corporativo decidió suprimir un servicio público a toda una comarca", ha criticado.

La central sindical también reprocha el modo de comunicar el cierre, a través de "todo tipo de medios de comunicación", y que "se falsearon las isocronas desde el distrito sanitario de Verín al Hospital Universitario de Ourense", al situarlas en 43 minutos "cuando ese tiempo solo se cumple en un ayuntamiento de los 11 del distrito sanitario".

También incide en que los "propios protocolos de transporte sanitario del Sergas recomiendan evitar que la mujer grávida para en el transporte a Ourense" y "lo peor de todo", remarca la CIG, "los profesionales del Hospital de Verín van a tener que seguir atendiendo los partos urgentes que no puedan llegar a Ourense", pero "sin pediatra y sin servicio de paritorio", advierte.
 
Alegaciones

La CIG ha explicado en su comunicado que una vez admitida a trámite la medida cautelar por el juzgado, "el Sergas dispone de cinco días para hacer alegaciones que estime oportunas frente a la solicitud" de este sindicato.

Tras ello, la autoridad judicial "resolverá sobre si acepta o no la suspensión de la orden de cierre del paritorio de Verín mientras se sustancia el recurso contencioso administrativo interpuesto", ha puntualizado.

Al respecto, el sindicato concreta que "de aceptarse la medida cautelar", la orden de cierre "quedaría suspendida", lo que implicaría que el paritorio del Hospital de Verín continuará abierto, señala, "por lo menos hasta que el juzgado se pronuncie sobre el recurso contencioso interpuesto".

Más en Monterrei