Ourense

DO ve bien ahora limitar tareas al interventor: “É por axilizar"

Ourense

Política

DO ve bien ahora limitar tareas al interventor: “É por axilizar"

El interventor municipal observa al alcalde ourensano durante un pleno. (FOTO: ÓSCAR PINAL)

Gonzalo Alonso
photo_cameraEl interventor municipal observa al alcalde ourensano durante un pleno. (FOTO: ÓSCAR PINAL) Gonzalo Alonso
"Haberá que preguntarlle ó alcalde", dice Caride sobre el cambio de opinión con el presupuesto

La próxima aprobación de los presupuestos del Concello de Ourense, que el gobierno local, prevé conseguir en algo más de un mes, supondrá también una modificación de las bases de ejecución que, según explicó ayer el portavoz de DO, Miguel Caride, conllevará limitar algunas de las funciones del interventor municipal, Gonzalo Alonso, algo que ahora el grupo de Gonzalo Pérez Jácome ve positivo pese a ser en el pasado un arduo defensor del papel del funcionario en la maquinaria del Concello.

"DO cree que las cuentas deberán pasar dos veces el filtro del interventor, con el borrador y con el definitivo. Obviamente no es obligatorio, pero en la vida, la mayoría de cosas que hacemos no son obligatorias", llegó a decir la formación en marzo de 2018, semanas antes del único debate presupuestario del pasado mandato, con un PP en minoría que no encontró apoyos en la oposición, entre ellos DO, que asentó buena parte de su negativa en un informe desfavorable del interventor, el mismo que ahora alerta de "vicios que poderían determinar a súa propia anulabilidade" en las cuentas de DO y PP.

"Haberá que preguntarlle ó alcalde, eu non estaba", dijo ayer Caride al ser preguntado sobre el cambio de opinión de Jácome en su paso de la oposición a la Alcaldía, restando importancia a las conclusiones de Gonzalo Alonso.

"Non todos os informes negativos teñen consecuencias, é unha opinión, existen diferentes informes e non é algo grave para nós", añadió Caride, explicando lo oportuno de instaurar la fiscalización limitada previa en determinados prcoedimientos.

"O importante é utilizar todos os recursos que posibilita a lei e axilizar o máximo posible os procedementos de contratación, é algo que se utiliza na maioría dos concellos. El seguirá fiscalizando, plantexamos isto máis como descarga de traballo porque o Concello ten moita actividade e hai saturación en varios expedientes", explicó el portavoz de DO sobre los cambios que se aplicarán, que han sido informados negativamente por el interventor. "Quizais na súa ansia de traballar o máis posible entende que non é oportuno, pero nos cremos que sí", explicó Caride sobre esto.


Últimos días de enmiendas


El gobierno local espera ahora al cierre del plazo de 10 días para que los grupos políticos presenten enmiendas al proyecto presupuestario aprobado el pasado viernes, que deben ser informadas antes de que el documento se pueda llevar a pleno, donde la mayoría de DO y PP garantiza la aprobación y posterior exposición pública.

"É importante pór fin a esta situación irregular", dijo Caride sobre la ausencia de presupuestos desde 2014, matizando a continuación que estas cuentas "son unha ferramenta", pero que el verdadero cambio para la ciudad llegará con la utilización del remanente, por encima de los 100 millones: "Case temos un segundo orzamento".