UNIVERSIDAD

Software y satélite para conocer al día caudal y calidad del agua

Un equipo de investigación de la Escuela de Ingeniería de Telecomunicaciones del Campus de Ourense ha desarrollado el software de un satélite HumSA

Carlos Ruíz, Alma Gómez, Virxilio Rodríguez, Diego Calvo, Santiago Iglesias, Antón Vázquez, Francisco Marín y Arno
Fornella ante los paneles de seguimiento del Centro de Control de Cuenca de la Confederación Hidrográica Miño-Sil.
Carlos Ruíz, Alma Gómez, Virxilio Rodríguez, Diego Calvo, Santiago Iglesias, Antón Vázquez, Francisco Marín y Arno Fornella ante los paneles de seguimiento del Centro de Control de Cuenca de la Confederación Hidrográica Miño-Sil.
Software y satélite para conocer al día caudal y calidad del agua

Un equipo de investigación de la Escuela de Ingeniería de Telecomunicaciones del Campus de Ourense ha desarrollado el software de un satélite HumSAT, a través del cual se transmitieron ayer los datos diarios de nivel del caudal, temperatura del agua y PH que recibe la Confederación Hidrográfica do Miño Sil a través del Meteosat, ofreciendo exactamente el mismo resultado. Era la demostración de que un sistema de telecomunicaciones vía satélite creado en Ourense "puede ser tan eficaz como otros de coste más elevado", según recordó Antón Vázquez, miembro del grupo de investigadores que, dirigidos por Arno Fornella, han desarrollado este proyecto, para el que se contó "con el satélite Serpens de la Universidad de Brasil, en cuyo interior viaja el desarrollado por nosotros", explicó Fornella.

Antón Vázquez reivindicó esta producción gallega porque, según explicó, "el Meteosat de última generación costó 475 millones de euros y el Serpens tan sólo un millón", además de apuntar que en el futuro se apostará por estos pico satélites, más pequeños y menos costosos -aunque también con menos prestaciones-, "porque si rompen, sólo se perderá un millón de euros y no 475".

Por su parte, el presidente de la Confederación Hidrográfica Miño Sil, Francisco Marín, destacó "la importancia de investigaciones como ésta, desarrollada en el marco del Campus del Agua", porque el coste anual de este centro en telecomunicaciones es de 300.000 euros", al tiempo que apuntó la posibilidad que se abre de que pueda optarse en un futuro por un sistema como el desarrollado en la Universidad de Vigo.

El vicerrector de la Universidad de Vigo, incidió en los valores de "colaboración, tiempo y ambición" que exhibe este proyecto. Por otra parte, señaló que "este proyecto demuestra que podemos ser rentables, sólo necesitamos tiempo".