TRAGEDIA AÉREA

El accidente aéreo en Colombia deja 75 muertos y seis supervivientes

El Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación no tiene constancia de que hubiera ciudadanos españoles a bordo del avión siniestrado

Los restos del avión siniestrado en Colombia.
Los restos del avión siniestrado en Colombia.
El accidente aéreo en Colombia deja 75 muertos y seis supervivientes

A poco más de 30 kilómetros de su destino, en una zona de muy difícil acceso y con 81 personas a bordo, se ha estrellado en Colombia un avión procedente de Bolivia y con destino a Medellín, dejando un balance de 75 muertos y seis rescatados con vida.

El avión partía con 81 personas, 72 pasajeros y nueve tripulantes a bordo. Entre los pasajeros se encontraba el equipo de fútbol brasileño Chapecoense. Viajaban a Colombia a cumplir un sueño, jugar el partido de ida de la final de la Copa Sudamericana. El Chapacoense era un modesto club que jugaba desde hacía dos años en la Primera División del país.

En la aeronave viajaban 22 jugadores del equipo de fútbol, 28 acompañantes y personal técnico, 22 periodistas y nueve tripulantes, según ha informado Aeronáutica Civil de Colombia y el jefe de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá, el general José Acevedo Ossa.

Entre los rescatados con vida se encuentra un periodista, cuatro futbolistas y un miembro de la tripulación, según policiales. Los tres rescatados con vida cuyos nombres han trascendido son una auxiliar de vuelo identificada como Ximena Suárez y los jugadores de fútbol Alan Luciano Ruschel, de 23 años, y Jackson Ragnar Follman, de 21 años.

Entre los fallecidos se encuentra Cleber Santana, un conocido por el fútbol español ya que fue jugador del Atlético de Madrid y del Mallorca. Santana, con 35 años, era el capitán del equipo brasileño que ha sufrido la tragedia en la noche del lunes.

El Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación no tiene constancia de que hubiera ciudadanos españoles a bordo del avión siniestrado  y el presidente de Brasil, Michel Temer, ha decretado tres días de luto en el país tras conocer la trágica noticia. En su cuenta de Twitter, el mandatario ha expresado sus condolencias a las familias de las víctimas y anuncia "todos los medios" para ayudar en "todo lo posible".

El accidente ha tenido lugar en torno a las 22.00 horas del lunes, cuando la aeronave, de la compañía Lamia, sobrevolaba la zona del Cerro Gordo de la Unión en el Departamento de Antioquía, entre los municipios de La Unión y La Ceja.

Por motivos que se desconocen, se ha precipitado contra el terreno. Según los datos mostrados por el portal FlightRadar24, la aeronave ha volado en círculos antes de estrellarse.

Tenía que aterrizar en Medellín, donde el equipo de fútbol brasileño debía jugar un encuentro con un equipo colombiano. Los planes de vuelo se cambiaron en el último momento haciendo escala en Bolivia desde donde partió el avión que finalmente ha terminado estrellándose. Se sabe que el comandante vació de combustible la nave antes de que se precipitara contra el suelo, lo que ha evitado que murieran todos los ocupantes y que finalmente puedan contabilizarse seis supervivientes.

En su primer comunicado sobre el siniestro, el aeropuerto José María Córdova de Rionegro ha señalado que la aeronave había informado de que tenía "una fallas eléctricas". "El avión pidió prelación para aterrizar en Rionegro, se le dio, pero luego se perdió el contacto", ha asegurado Alfredo Bocanegra, director de Aeronáutica Civil de Colombia.

Las lluvias torrenciales que se han registrado en las últimas horas han llevado a suspender provisionalmente las labores de búsqueda y rescate de las víctimas mortales del siniestro, después de que fueran sacados los supervivientes y trasladados a centros médicos próximos.

La Confederación sudamericana de fútbol suspende las actividades

Con motivo del siniestro, la Confederación Sudamericana de Fútbol ha suspendido "hasta nuevo aviso" todas las actividades competitivas, según ha informado este martes el propio organismo. El mundo del fútbol y del deporte está de luto en todo el mundo y desde todos los lugares del planeta han llegado muestras de pesar y de condolencia a los familiares de los fallecidos en el siniestro.

El Chapecoense llegaba a Colombia para disputar el miércoles el partido de ida por la final de la Copa Sudamericana con Atlético Nacional.

"Todas las actividades de la Confederación quedan suspendidas hasta nuevo aviso", ha asegurado el organismo deportivo, antes de mostrar sus condolencias por lo sucedido. El presidente de la Conmebol, Alejandro Domínguez, se trasladará a Colombia para ponerse al frente de la situación.

Investigar las causas

Aún se desconocen las causas del siniestro pero la Sección de Investigación de Accidentes Aéreos de Reino Unido ha anunciado que enviará un equipo de inspectores a Colombia para colaborar con Aeronáutica Civil en la investigación del siniestro.

"La Sección de Investigación de Accidentes Aéreos va a enviar un equipo de inspectores a Colombia para colaborar con Aeronáutica Civil en su investigación del accidente de la aeronave en Medellín", ha informado, en un comunicado, el organismo de aviación británico.

La Sección de Investigación de Accidentes Aéreos ha señalado que participará en la investigación del siniestro porque Reino Unido es el país fabricante del avión siniestrado, modelo Avro Jet Regional 85, de acuerdo con el anexo trece de los protocolos de la Organización Internacional de la Aviación Civil.