EN OURENSE

Cáritas Ourense alerta del aumento de personas con coberturas sociales que "no alcanzan para cubrir necesidades básicas"

La entidad atendió en 2015 de forma directa a 11.138 personas, el 60% mujeres, e invirtió más de 1,7 millones en distintos programas

Cáritas Ourense alerta del aumento de personas con coberturas sociales que "no alcanzan para cubrir necesidades básicas"

Cáritas Diocesana de Ourense ha destacado que el 75 por ciento de las personas atendidas por la institución el pasado año habían pasado por los servicios sociales públicos previamente y ha alertado del "crecimiento de casos" de personas "con cobertura por parte del sistema" público que "no alcanza para cubrir todas las necesidades básicas".

Así lo recoge la memoria de actividades de la entidad correspondiente al año 2015, en el que fueron atendidas de forma directa 11.138 personas, el 60 por ciento mujeres, y resultaron beneficiarias de las acciones de Cáritas hasta 27.734.

Aunque desde la entidad aseguran que, por tercer año consecutivo, existe una "estabilización" en el número de personas atendidas, hacen hincapié en las dificultades que muchas personas sin recursos se encuentran a la hora de acceder a ayudas públicas, bien por su cuantía o por la respuesta "no ágil" de la Administración.

Esto se refleja en el hecho de que tres de cada cuatro personas atendidas el pasado año habían pasado por los servicios sociales públicos con anterioridad y en el surgimiento de otro "factor de riesgo social" como consecuencia del "agotamiento del derecho a prestaciones", el crecimiento de casos "con cobertura por parte del sistema" que "no alcanza para cubrir todas las necesidades básicas".

La cuantía se suma además a las respuestas "no ágiles" que da la Administración a las personas desfavorecidas, que lleva a la "reiteración de solicitudes de ayudas básicas por parte de las personas atendidas en Cáritas".

A mayores, la entidad identifica también "casos de personas que, pese a tener un empleo, éste no garantiza poder cubrir las necesidades básicas".

Los hogares "más expuestos a la exclusión social" son "los encabezados por una mujer desempleada joven" y que tiene "cargas familiares"; junto a los hombres "mayores de 55 años" que viven con "prestaciones sociales básicas".

MÁS DE 1,7 MILLONES

Durante 2015, Cáritas Ourense invirtió más de 1,7 millones de euros en sus distintos programas, el 42 por ciento procedentes de recursos privados --el 28 por ciento a través de socios, colectas y donativos-- y el 58 por ciento restante de recursos públicos.

De esta cantidad, 613.347 euros fueron para ayudas de emergencia social, acogida, asistencia y comedor social; 262.304 para programas de formación y empleo, 751.374 para atención social especializada, 25.792 para voluntariado y animación comunitaria y 90.071 euros para funcionamiento de centros y programas.

La acción social de base en el territorio atendió a 7.619 personas con una inversión superior a los 216.000 euros; mientras que, en el nivel diocesano, hubo 3.519 usuarios, de los que 424 personas lo hacían por primera vez y una de cada cuatro lleva más de 3 años de alta en los registros de atención de Cáritas Ourense. En programas diocesanos se invirtieron 1.652.817 euros.

En este último apartado se engloban programas como el de acogida integral y empleo --1.436 participantes en 2015--, comedor social --1.040--, vivienda --39--, formación de adultos y empleo --623--, alfabetización de la mujer gitana --25--, centro de menores --21--, escuela infantil --67--, atención penitenciaria --68-- o atención a mujeres víctimas de trata --590--, entre otros.

En el perfil de las personas atendidas, los responsables de Cáritas Ourense han destacado que el 88 por ciento son españoles, el 93 por ciento están en edad laboral y el 61 por ciento en situación de desempleo. La media de ingresos se sitúa en los 294 euros al mes.