OURENSE

El mundo propio creado por Heriberto Quesada llega al Centro Cultural

El Marcos Valcárcel recibió el pasado año cerca de 75.000 visitantes

Detalle de la exposición de Granell en el Marcos Valcárcel. Estará hasta inales de febrero (JOSÉ PAZ)
Detalle de la exposición de Granell en el Marcos Valcárcel. Estará hasta inales de febrero (JOSÉ PAZ)
El mundo propio creado por Heriberto Quesada llega al Centro Cultural

El surrealismo del pintor gallego Eugenio Granell dará paso a finales de febrero a una exposición no menos especial de mundos imaginarios, firmada por el ourensano Heriberto Muela Quesada, en el Centro Cultural Marcos Valcárcel. Este ourensano lleva más de veinte años creando posibles especies de alienígenas y de seres evolucionados, plasmadas en dibujos, esculturas y soporte digital. Explora en lo que los científicos llaman ciencia de vanguardia. En los tiempos de la Movida se hizo un nombre en el mundo del cómic, transitó por el expresionismo y fue, con Ceesepe y otros, uno de los nombres que acercaron los universos de la viñeta y el arte. Algunos de sus trabajos se publicaron en EEUU y otros países. Sus estudios y dibujos sobre diseño de las posibles formas de vida, le llevaron a escribir un ensayo sobre astrobiología, "La teoría de los diseños coincidentes", que ha tardado casi 20 años en finalizar.

Además de esta exposición que, sin duda, no dejará a nadie indiferente, la programación del Centro Cultural para este año también incluye otros reconocidos nombres como el de Antón Sobral, la prestigiosa escultora gallega Soledad Penalta, reconocida internacionalmente, o Manuel Quintana Martelo, premio de Cultura Galega 2012 y considerado uno de los tres artistas gallegos con mayor proyección en estos momentos. La programación también contempla una muestra sobre el Carlos Casares fotógrafo que buscará una dimensión adecuada para que pueda ser itinerante y una muestra divulgativa sobre Darwin, según destacó el director del Centro, Francisco González, "aunque estos son sólo algunos apuntes de toda la programación que llevaremos a cabo, no sólo expositiva, sino de otros ámbitos".

En cuanto al balance de público del pasado año, el director del Marcos Valcárcel, ha destacado que "el número ha sido similar al de años anteriores, en torno a los 75.000 visitantes", aunque sí señala el incremento en el número de actividades que han sido programadas por otras entidades en el centro. "Ha habido un aumento muy notable. Entre mayo y junio hubo un cien por cien de ocupación de los espacios, algo que no es para nada habitual", asegura, y considera que ello tal vez se deba a que "se está dando una cierta reactivación a la hora de organizar actividades y actos. Creo que tanto las crisis como las reactivaciones se dejan sentir en muy distintos ámbitos de la vida, y los estados de ánimo de la gente y las ganas de hacer cosas se notan".