VALDEORRAS

Muere en A Veiga al caer su coche al embalse de San Fiz

El accidente fue presenciado por la hija de la víctima, que estaba aguardando por su madre

Lugar donde ocurrió el accidente.
Lugar donde ocurrió el accidente.
Muere en A Veiga al caer su coche al embalse de San Fiz

Carmen Gudiña Casares, de 43 años y con domicilio en A Rúa, falleció a las 14.09 horas ayer tras salir despedida del Nissan Patrol que conducía por la pista que desciende hasta la presa de Santoalla, situada a un par de kilómetros de su lugar de trabajo, en San Fiz, en el concello de A Veiga.

El vehículo que pilotaba chocó primeramente contra un talud de roca a la derecha del sentido de la marcha, rebotando y precipitándose por la ladera situada a la izquierda de la calzada. Durante la caída, arrancó un árbol a escasos metros del cual quedó el cuerpo de la conductora, tras despeñarse unos 50 metros. Por su parte, el coche quedó sumergido en las aguas del río Xares, con una mancha de grasa visible sobre el agua.

El accidente fue visto por la hija de la fallecida, de 18 años, que dio la voz de alarma, según fuentes de los equipos de emergencias. La joven estaba en las inmediaciones, aguardando la llegada de la progenitora. Pocos minutos después, sufría un ataque de ansiedad, siendo evacuada en ambulancia hasta el Hospital Comarcal de Valdeorras, en O Barco.

El cuerpo de la fallecida rescatado y evacuado hasta la pista por los bomberos del Parque comarcal de Valdeorras, quienes se valieron de cuerdas y una camilla. Nada más llegar a la pista, los sanitarios de las ambulancias del 061 desplazados hasta el lugar intentaron maniobras de reanimación que resultaron infructuosas.

Al lugar del accidente acudió la ambulancia del 061 de O Barco, el vehículo todoterreno de Ambulancias Sil, los bomberos del Consorcio contra Incendios e de Salvamento de Valdeoras, el Grupo de Emerxencias Supramunicipal (GES) de O Barco, Protección Civil de Petín, agentes de la Guardia Civil Rural y de Tráfico. En un principio, también se anunció la salida del helicóptero de la Axencia de Emerxencias de Galicia (Axega), que al final no llegó a despegar.

También acudieron al lugar del suceso la médica del Centro de Salud de A Veiga y la ATS de O Bolo, por encontrarse ambas de guardia, al coincidir con las fiestas locales de ambas localidades.