La Región

FORO LA REGION

"Las renuncias a herencias se han disparado y no es por las deudas"

José Bejarano y Rafael Cueto, de Stop Sucesiones, piden la supresión de este impuesto y anuncian movilizaciones

José Bejarano y Rafael Cueto.
José Bejarano y Rafael Cueto.
"Las renuncias a herencias se han disparado y no es por las deudas"

Al dolor por la pérdida de un familiar, se suma el dolor por pagar el impuesto de sucesiones y donaciones, que grava los incrementos de patrimonio que se producen, normalmente, como consecuencia de herencias y donaciones, así como los seguros de vida en los que el contratante sea persona distinta del beneficiario. La plataforma Stop Sucesiones pide la supresión de este tributo bajo el lema "Ya me cansé". El Foro La Región acogió ayer las reivindicaciones del colectivo, con las intervenciones del secretario de la plataforma, Rafael Cueto, y el portavoz de la misma, José Antonio Bejarano.


Bonificaciones en Galicia


Cueto empezó por la acción: "Pedimos movilización ciudadana. Vamos a movilizarnos para suprimir este impuesto". El secretario y coordinador de Stop Sucesiones explicó los objetivos de la plataforma, que se centran en la idea de eliminar este gravamen, que depende de cada comunidad autónoma. En Galicia es uno de los más bajos, en Andalucía–comunidad de origen de la plataforma–es de los altos.

"Lo más importante es la unidad desde el principio, primero lucharemos para la bonificación del impuesto en Galicia. No entendemos este impuesto y vamos a movilizarnos", relató Cueto. En segundo lugar, reivindican la revisión de los expedientes en curso. "Hay familias pasando penurias porque tienen herencias materiales y no pueden pagar. Y tampoco venderlas. Se quedan sin patrimonio. Es muy duro quedarte sin el patrimonio trabajado por tu familia por ser heredero", apuntó Cueto.

En tercer lugar, piden la retroactividad del impuesto en el máximo que permite la ley: cuatro años. "Exigimos que en esos cuatro años se devuelva el dinero a las personas. No es justo. Es un impuesto confiscatorio y un atraco a nuestro bolsillo. Todos pensamos en el futuro de nuestros hijos, lo que amasamos tiene que ser para ellos", puntualizó el secretario, pidiendo de nuevo la movilización ciudadana.

“Es una ley ruin"

El portavoz de Stop Sucesiones, José Antonio Bejarano, estableció una comparativa real de las renuncias a herencias en los últimos 10 años y la evolución de la deuda de los hogares. "Las renuncias han pasado de no llegar a las 10.000 en el año 2006, a llegar casi a 40.000 el el 2016. Se han disparado", explicó Bejarano. En cuanto a la deuda de los hogares, "ha disminuido, con lo cual no es motivo de lo que dicen los políticos de que la gente renuncia por la deuda".

En la misma línea que el secretario de la plataforma, el portavoz definió el impuesto de sucesiones y donaciones como "una ley ruin y un tributo con afán confiscatorio".

Una plataforma que nació de la mano de afectados
"Stop Sucesiones" nació en Andalucía en el año 2016, de la mano de un grupo de afectados por este tipo de tributo. Rafael Cueto, el secretario del colectivo, comentó su caso personal. Su padre falleció cuando él tenía 48 años . Trabajó en su empresa toda la vida y considera "injusto" pagar lo que ha trabajado su antecesor.