El BNG defenderá la visión feminista de la realidad para cambiar las cosas

El BNG ha puesto en marcha una campaña con motivo de la celebración del 8 de marzo, día internacional de la mujer, para hacer 'crecer la visión feminista de la realidad y cambiar las cosas'.
El BNG defenderá la visión feminista de la realidad para cambiar las cosas
Así lo ha expresado hoy el portavoz nacional de esta formación, Guillerme Vázquez, que junto con la responsable de acción feminista del BNG, Goretti Sanmartín, ha presentado esta campaña con el lema 'La soberanía será femenina o no será'.

Vázquez ha explicado que el contexto de crisis, que se agrava con las políticas del PP en Galicia y en Madrid, hace que exista el riesgo de que desaparezcan la problemática específica de las mujeres, 'que son quienes sufren las consecuencias más letales de estas políticas'.

'Hoy, en el debate del estado del cortijo en Madrid -en alusión al debate del estado de la nación- se verá cómo esta problemática pasa desapercibida', ha dicho.

La campaña se acompaña con un vídeo, que el BNG pretende sea 'un recurso didáctico' en el que nueve mujeres, 'que no son militantes' del partido, de distintos ámbitos y edades, exponen sus puntos de vista sobre el feminismo que, en su opinión, engloba otras luchas, como el ecologismo, la solidaridad internacional, los derechos lingüísticos, la libertad de decisión y otros.

Goretti Sanmartín ha explicado que a pesar de que el día se celebra el próximo 8 de marzo el BNG ha iniciado esta campaña en febrero para tratar de combatir la idea de que la conmemoración de esa fecha se ha convertido en una rutina.

Por eso, ha dicho, el vídeo se enviará a asociaciones para generar un diálogo y debatir en busca de la mujer número diez, que puede ser cualquiera y visibilizar su trabajo.

'En estos días -la mujer diez- sería la señora Aurelia, de quien se puede aprender la capacidad de lucha y compromiso', ha dicho en alusión a la mujer de 85 años que intenta no ser desahuciada en A Coruña.

Sanmartín también ha apelado a la necesidad de combatir las políticas que llevan tiempo atentando contra los derechos de las mujeres y ha explicado que no hay que 'caer en la trampa' de la austeridad y los recortes, que redundan en una rebaja de derechos y autonomía.