España

El debate sobre confinamiento domiciliario gana peso: Cataluña lo pedirá y Francia ya lo aplica

España

El debate sobre confinamiento domiciliario gana peso: Cataluña lo pedirá y Francia ya lo aplica

Tras el fracaso de las medidas, los franceses estarán confinados desde hoy y hasta el próximo 1 de diciembre

El Govern de la Generalitat instará al Gobierno a que declare el confinamiento domiciliario en Cataluña si las actuales medidas para frenar la pandemia no son efectivas. Así lo ha anunciado este viernes el secretario general de Salud del Govern, Marc Ramentol, en declaraciones a TV3, en las que ha apuntado que el actual ritmo de contagios, de alrededor de 5.000 diarios, es "insostenible" para el sistema.

Las nuevas medidas aprobadas por el Govern de la Generalitat para la contención de la covid, que establece el cierre del perímetro de Cataluña durante 15 días y un confinamiento de todos los municipios de viernes a domingo, ha entrado en vigor esta mañana tras su publicación en el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña (DOGC).

"Si vemos en el curso de los próximos días o semanas que las medidas que hemos tomado no son suficientes para que este `semáforo` de la red asistencial que tenemos en rojo cambie de color, lógicamente tendremos que instar en todo caso al Gobierno para que plantee esta posibilidad", ha apuntado sobre el confinamiento domiciliario.

De esta forma se enciende un debate que gana peso según avanzan los días. Con el actual estado de alarma aprobado en el Congreso no se podría decretar un confinamiento domiciliario. Tendría que tener una modificación, con su posterior aprobación. Tanto el ministro de Sanidad, Salvador Illa, como el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, se han mostrado reacios a tomar esta medida en la actual situación. 

Simón, ha insistido: "no podemos estar aplicando medidas siempre de forma reactiva a lo que hagan otros o digan otros países".

Y es que la comparativa con otros países europeos la toman los partidarios del confinamiento domiciliario para justificar su opinión. En Francia, los ciudadanos volverán a estar confinados a partir e hoy y hasta el próximo 1 de diciembre, como mínimo.

En Alemania tratan de quemar la última nave antes de llegar a ese punto, que no descartan. El próximo lunes entrarán en vigor nuevas medidas restrictivas consensuadas por los gobiernos federal y de los estados federados que contemplan el cierre en noviembre de bares y restaurantes, así como del ocio, la oferta cultural y el deporte aficionado en espacios cerrados, pero en la medida de lo posible se mantendrá la actividad escolar y el comercio.