Ourense

El Concello de Ourense cancela el Entroido por el covid

Ourense

Cultura

El Concello de Ourense cancela el Entroido por el covid

Jácome "estudiará" mantener las charangas y la animación de calle

El Concello de Ourense, que el pasado lunes no tenía tomada ninguna decisión sobre la celebración o no del Entroido, anuncia ahora la cancelación del carnaval en la capital. Una medida adoptada en vista a la evolución epidemiológica del virus en la ciudad y que en otros concellos de la provincia se anunció hace semanas. Con todo, hay zonas como Baixa Limia que aún no han apuntado ninguna alternativa.

El gobierno local apunta a la "cancelación" del Entroido 2021 "pola situación sanitaria, ante a evolución da pandemia e o incremento da curva de contaxios nas últimas semanas". Desde el Concello trasladan la suspensión de los "actos festivos": xoves de compadres e de comadres, desfile, elección de rey y reina del carnaval, y animación de calle con música.

El Concello hace un llamamiento a la "responsabilidade da cidadanía" en estas fechas festivas. Con todo, a pesar de la cancelación de los principales eventos del Entroido en la capital, el gobierno local apuesta por otras fórmulas.  

Fiestas del Corpus

El alcalde, Gonzalo Pérez Jácome, señala que "se estudará a posibilidade de introducir elementos de animación da rúa, caso das charangas e cabezudos do San Martiño, para manter o espírito festivo entre a poboación.

Por otra parte, el regidor ourensano señala su "confianza" en que los casos de coronavirus en Ourense "vaian descendendo" y que la ciudad "poida ir recuperando, aos poucos, as citas do seu calendario festivo".

En materia cultural, la Xunta de Área del Concello de Ourense abordó ayer otros ciclos festivos, como las fiestas de Ourense. El alcalde avanzó que "posiblemente" también se cancelen.

Polémica del Museo Municipal

Uno de los asuntos de actualidad cultural es el "traslado" del Museo Municipal a la Sala Valente propuesto por Jácome. Un cambio de ubicación que supondría la desaparición de un equipamiento cultural histórico de la ciudad. En este sentido, los socialistas exigen al alcalde que "deixe de marear a perdiz" y "recoñeza" que no podrá cambiar el uso del Municipal.