Ourense

Las estrellas de la Esperanza

Ourense

crónica

Las estrellas de la Esperanza

Los residentes de Nuestra Señora de la Esperanza bailaron al recordar las actividades del año. (MIGUEL ÁNGEL)
photo_cameraLos residentes de Nuestra Señora de la Esperanza bailaron al recordar las actividades del año. (MIGUEL ÁNGEL)
El centro de Nuestra Señora de la Esperanza, a través del proyecto Experiencia Activa, lleva a cabo actividades de Navidad con sus residentes: "Traballamos a memoria e a psicomotricidade para que melloren e fagan máis cousas"

La Navidad ha tomado la residencia de Nuestra Señora de la Esperanza que la Fundación San Rosendo tiene en Ourense. A través del proyecto Experiencia Activa, en el que colaboran La Región y la Fundación Amancio Ortega, sus residentes han participado en diversos talleres de manualidades.

"Con motivo do Nadal adoitamos facer un montón de actividades, este ano decidímonos por uns arboliños que serven para meter os cubertos e decorar as mesas", explica Alba Justo, educadora social en el centro. Los residentes participaron activamente , con la ayuda de las profesionales que trabajan con ellos a diario. Artemio Rodríguez es uno de ellos, que se muestra encantado con el resultado: "Yo ayudé a Alba, que es una artista, decoré algunos de los arbolitos para la Navidad, lo hicimos con todo el corazón", cuenta. 

A lo largo del año tienen más actividades y ayer aprovecharon para ver un vídeo recordando cada una de ellas, como el de sus visitas a la playa, a las termas o los magostos. "Hacemos muchas cosas y yo ando metido en todas", afirma Artemio. 

Para esta Navidad trabajaron en broches, guirnaldas que decoran las instalaciones, sobres con sus dibujos para enviar alguna postal y unas bolsas con sus ilustraciones, en las que entregarán de regalo a sus trabajadores, unas toallas en las que trabajaron con puntillas de ganchillo. "Temos máis de 130 toallas feitas gracias a eles", destaca Justo. Los diseños de este centro fueron reocnocidos en el Concurso de postales "Navidad en familia" impulsado por la Fundación San Rosendo con unos accésits.

Estas actividades les aportan beneficios durante todo el año: "Traballamos a memoria e a psicomotricidade para permitirlle practicar outras cousas", afirma la educadora social. Sobre esta época señala que es una época que le "encanta" a los residentes. Los viernes disfrutan con una sesión de canto de villancicos: "Para eles é triste non poder estar na casa, pero aquí están cos seus compañeiros e amigos e disfrutan máis destas datas", cuenta Justo.

Su belén es un punto de encuentro para los residentes que se lo muestran a los familiares que los visitan. Para la elaboración de esta recreación del nacimiento, participan todos los trabajadores. Como cada año, participan en el certamen que organiza el Concello.