Ourense

CORONAVIRUS EN OURENSE | El refugio productivo: parar es ya un escenario impensable

Ourense

Coronavirus

CORONAVIRUS EN OURENSE | El refugio productivo: parar es ya un escenario impensable

Las empresas del sector de la alimentación, entre las más activas en esta crisis. (Foto: Xesús Fariñas)
photo_cameraLas empresas del sector de la alimentación, entre las más activas en esta crisis. (Foto: Xesús Fariñas)
Sectores estratégicos aceleran su actividad para mantener servicios básicos asegurando el empleo

Ni oportuno ni eficaz. Esa es la reflexión que hacen empresas o sectores estratégicos que están trabando ante una eventual ampliación del decreto que ordena el cierre de algunas actividades económicas. En Ourense, ramas como la alimentación ya no solo mantienen su actividad, sino que la han aumentado de forma notable en apenas tres semanas, lo que supone retener el empleo en pleno goteo de ERTE y garantizar servicios básicos a la población. 

"Es una necesidad y una obligación para nosotros" afrontar el reto de la distribución de alimentos, según señala Artur Yuste, director general del Grupo Cuevas. Esta empresa, no solo mantiene abierta su red de supermercados sino que abastece otros puntos de venta, "dando un servicio en un escenario complicado porque las cosas están cambiando cada día."

NEWSLETTER

Suscríbete gratis al boletín especial del coronavirus de La Región

 El incremento del consumo de alimentación, sobre todo doméstico, es un hecho. Alberto Vila, gerente de la asociación de transportistas Apetamcor, subraya que algunos profesionales "están traballando ao máximo de capacidade, incluso en condicións moi difíciles", aunque hace notar que "outras actividades están paradas, o que supón graves danos para empresas e autónomos do sector". Y es que el transporte, por ejemplo, es "estratégico" y si se paralizasen más actividades económicas, el daño sería mayor. "Ahora é cando todos están vendo a importancia do transporte como servicio estratéxico para que a rede de suministros se manteña".

Pese a la dura situación que se está viviendo en las últimas semanas hay muchas empresas que mantienen la planificación hecha con anterioridad a la crisis del coronavirus, aunque con ciertos matices. Elena Pérez Canal, de Aceites Abril, alude a que "trabajamos día a día con una producción elevada porque debemos surtir a los supermercados que están haciendo un abastecimiento importante para tener excedentes para sus clientes por la alta demanda que se produce estos días". La empresa emplea a 160 trabajadores que mantienen su ritmo, aunque "cumpliendo escrupulosamente todas las exigencias en materia de seguridad", aclara Elena. Además, Aceites Abril mantiene una cartera exportadora importante y tras el periodo de cuarentena chino  desde hace unos días "estamos recibiendo ya pedidos de aquel país".

LAS ENTIDADES

Por lo tanto, hay ritmos importantes de trabajo pese a un entorno muy complejo, lo que demuestra el peligro que comportaría una nueva limitación de producción empresarial. La Confederación Empresarial de Ourense (CEO), por ejemplo, indicaba ayer el esfuerzo que se está haciendo "para dar servicio y que no se pare el entramado de nuestro tejido empresarial". Parar es un escenario que no se plantea nadie salvo necesidad extrema. Jaime Pereira, secretario de esta organización, aboga por "una pronta restitución de la normalidad y para que los efectos adversos de esta situación sean los mínimos posibles". 

Eso sí, asume que "muchas empresas, aún funcionando con los recursos mínimos y personal recortado, continúan con su actividad, mermada eso sí, para surtir a otras empresas y que el parón les afecte lo menos posible". Parar por decreto sería entonces aún más lesivo para la cadena productiva.

Tampoco se contempla un paso atrás en la asociación de empresarios de San Cibrao, el polígono más importante de la provincia. Su presidente, José Antonio Rodríguez, lanza un mensaje positivo: "estamos haciendo todo lo que está en nuestras manos. para minorar los inevitables daños económicos y laborales de esta crisis, de la que estamos convencidos de que saldremos todos juntos, sin dejar a nadie atrás".