Ourense

Un wasap de buenas noches de su ex lo libra de la acusación de haberla violado

Ourense

Tribunales

Un wasap de buenas noches de su ex lo libra de la acusación de haberla violado

El fallo ve "difícil de justificar" que, tras los hechos, la mujer le enviase un mensaje de buenas noches

La Audiencia Provincial absolvió a Rubén D.R., de 39 años, de los delitos de amenazas y agresión sexual a su expareja, por los que el ministerio fiscal y la acusación particular le pedían 12 años de prisión (10 por la agresión y dos por las amenazas) y una indemnización de 6.000 euros. 

Los hechos, que fueron enjuiciados el pasado 31 de octubre a puerta cerrada, se remontan al 6 de enero del 2016 después de que la pareja rompiera su relación en dos ocasiones. Convivieron juntos unos 10 años. 

Rubén D.R. reconoció durante la vista, según recoge el fallo, que estuvo en el asiento trasero de su coche con la víctima, pero no la obligó a hacer una felación -es lo que sostiene su expareja- "mantuvimos relaciones sexuales con penetración, pero consentidas". La mujer declaró que la obligó a hacerle una felación después de bloquear las puertas del vehículo.

Los magistrados analizaron el testimonio de cada uno de ellos durante la vista, tras el que fundan la absolución al entender que "resulta difícil de justificar que la víctima al llegar a su casa, y tras una experiencia tan traumática, le enviara un wasap en el que le deseaba buenas noches a su agresor acompañado de un emoticono con unos labios en rojo".

Además, el fallo se basa en que la victima subió días antes al asiento trasero del vehículo de Rubén D.R., algo que considera "inusual" para una persona que "no desea mantener contacto con la otra".

Los magistrados tampoco aprecian la existencia de "corroboraciones periféricas que afirmen el hecho denunciado". En este sentido, recuerdan  la declaración del círculo de amistad  de la mujer que, "ante un hecho de la gravedad del narrado, son las únicas receptoras de lo acontecido, pero ninguna las personas que declararon en la vista, dice la sentencia, "ha sido testigo directo de los hechos".

El contexto en que se produjo la supuesta agresión sexual, según el fallo, "tampoco refuerza" la versión de la víctima. El fallo no es firme y puede interponerse recurso de apelación en el plazo de diez días ante el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia. 

Más en Ourense