Ourense

CÓMIC | La historia detrás de "O Mouchiño", el fauno inspirado por los héroes de tebeo

Ourense

OUBD | Cómic

CÓMIC | La historia detrás de "O Mouchiño", el fauno inspirado por los héroes de tebeo

Ilustración de la estatua "O Mouchiño", de Xaime Quessada || GUILLERMO ALTARRIBA
photo_cameraIlustración de la estatua "O Mouchiño", de Xaime Quessada || GUILLERMO ALTARRIBA
El niño que monta sobre las alas de un búho es una estampa clásica para todos los que van del Paseo al Casco Vello, pero ¿qué pinta ahí? Imaginamos cómo sería su historia si nos la pudiera contar él mismo.

"O Mouchiño" es una de las estampas más curiosas del centro de Ourense: un joven desnudo, subido a un búho gigantesco y tocando una flauta, encaramado a una columna decorada con nombres de héroes de tebeo. ¿De dónde ha salido esta criatura?

O Mouchiño - 1

O Mouchiño - 2

O Mouchiño - 3O Mouchiño - 4


4 curiosidades de "O Mouchiño"

Junto a la historia de esta pieza de Xaime Quessada, encontramos un puñado de curiosidades interesantes que te pueden alegrar el paseo si piensas en ellas mientras cruzas los jardines del Padre Feijóo. Leído el cómic, vamos a ellas:

- Este fauno tiene una hermana en Vigo - La ciudad olívica tiene una estatua muy parecida a la que decora el final del Paseo: "A fada e o dragón" representa a otros dos seres de fantasía en una actitud calcada a la de nuestro "mouchiño".

Captura de pantalla 2020-01-09 a las 1.05.54

- No siempre ha mirado hacia la misma dirección - Cuando se instaló, el fauno volaba hacia el centro de la ciudad. Tres años después, no obstante, se decidió cambiarlo de orientación para que mirara hacia el Barbaña.

- Aunque no lo parezca desde el suelo, es una criatura considerablemente grande - Las alas del “mouchiño” abarcan una extensión de tres metros y la escultura en sí tiene aproximadamente un metro y medio de alto. El pilar, por si te lo preguntabas, mide cuatro metros.

- No es la primera obra de Quessada bautizada como el Mouchiño - En 1996, Quessada pintó este cuadro con el mismo nombre, aunque aquí el búho no es montura, sino un centinela silencioso.