Ourense

Coronavirus en Ourense | La provincia rebaja los casos a niveles del final de verano

Ourense

Coronavirus en Ourense | La provincia rebaja los casos a niveles del final de verano

La Praza Maior de Ourense, este lunes (MARTIÑO PINAL).
photo_camera La Praza Maior de Ourense, este lunes (MARTIÑO PINAL).
Las cifras de hospitalizados con covid es casi el doble que entonces, con 59 pacientes 

La provincia inicia el mes de diciembre con cifras de contagios similares a las del final del verano. Con 458 casos activos y una tendencia a la baja desde hace semanas, el área sanitaria confirma su buena evolución. "La curva subió rápido en Ourense pero bajó más lenta, digamos que lo que subimos en un mes lo estamos recuperando ahora en mes y medio", explica Daniel González-Peña, doctor, investigador bioinformático y profesor de la Escuela Superior de Ingeniería Informática de Ourense. 

El experto, que analiza los datos del covid en Galicia desde el inicio de la pandemia, considera que la situación en la provincia es "muy buena". "En Galicia todavía no hemos remontado lo que subimos, no hemos superado esta ola. La hemos controlado, pero si seguimos este ritmo se nos podría juntar con enero y febrero, cuando se prevé que llegue una tercera ola", apunta. 

Presión hospitalaria

Aunque la provincia volvió a las cifras de contagios del final del verano, la presión asistencial es casi el doble que entonces. Si el 7 de septiembre eran 459 los casos activos y 36 los ingresados, ayer eran 458 los contagiados y 59 las personas hospitalizadas. "La curva de ingresos nota lo que pasa en los casos activos con una semana de retraso. En Ourense, ahora, la curva de hospitalizados baja a la misma velocidad que la de los casos, aunque tardó en hacerlo", desgrana González-Peña, que recuerda los brotes de las residencias sociosanitarias (Os Gozos, Nosa Señora dos Miragres, Nosa Señora dos Anxos) en octubre, y su afectación en la cifra de ingresos.

Respecto al efecto de las restricciones impuestas en los últimos meses, el experto es cauto. "Es muy difícil medir las consecuencias una vez se ponen limitaciones. No ves si están afectando a la curva, ves que sube, se aplana o baja, y en cualquier escenario podrían funcionar las medidas. Incluso si sube puedes pensar que subiría mucho más sin restricciones", asegura. 

Riesgo en residencias

El investigador bioinformático analiza los datos de contagios en centros educativos y respira aliviado. "No es aberrante el número de positivos en los centros, vemos que no se ha disparado, que entra dentro de lo esperable, aunque no entro a valorar el por qué", explica. 

Pero el experto apunta con preocupación la situación de los centros sociosanitarios de la comunidad gallega, así como los elevados índices de contagios y de muertes. "Los datos sí dicen que los usuarios de residencias de mayores tienen mucha más probabilidad de contagiarse, y también tienen mucha más letalidad. La mitad de los muertos son usuarios de estos centros, cuando lo cierto es que la mitad de la población no son usuarios de residencias", remarca.