Ourense

Eloína Núñez: "Tengo la sensación de que recibí más críticas que otros por ser mujer"

Ourense

ENTREVISTA

Eloína Núñez: "Tengo la sensación de que recibí más críticas que otros por ser mujer"

Eloína Núñez, en el Clínico de Santiago.
photo_cameraEloína Núñez, en el Clínico de Santiago.

Desde 2009 gerente del CHUO, en el mes de febrero asumió la gerencia del EOXI de Santiago

El camino de la gestión sanitaria nació para Eloína Núñez (Ourense, 1961) en los incipientes años 90, con un máster que le trazaba viajes de ida y vuelta cada viernes al Juan Canalejo de A Coruña. Después, quince años en su ciudad, la mitad de ellos aupada a la cabeza del área sanitaria ourensana. Plaza cambiada este febrero por la de Santiago en un movimiento con el que ha retomado los viajes de ida y vuelta, esta vez diarios. "¿Morriña? Estoy perfectamente adaptada. Pero siempre digo que soy ourensana. Mi vida, mi familia... esa espinita la tienes. Pero hay que cambiar".

¿Cómo leyó ese cambio en las gerencias sanitarias? ¿Para usted fue un ascenso irse a Santiago?

Un reto. Para un profesional de la gestión este es un reto profesional muy interesante.

¿Pasa del desafío ourensano del envejecimiento al santiagués de no perder comba con la investigación?

La población envejecida la tenemos en toda Galicia. Pero lo que hicimos de forma pionera en Ourense ahora lo vamos hacer ahora aquí. Todos esos proyectos ourensanos que han funcionado, es tiempo de implementarlos en Santiago, donde se adolecía de cosas... En sanidad siempre hay que mejorar.

Con la crisis de por medio, ¿le tocó bailar con el más feo?

La clave es que hay que gestionar con eficiencia. Antes, en muchas ocasiones no se hacía gestión. Se administraban los recursos, pero no se gestionaban. El entorno favoreció, en cierto modo, gestionar con eficiencia y, sobre todo, que los profesionales y la población lo entendiesen. Los cambios siempre generan rechazo. Pero el tiempo da y quita razones.

Saturación de Urxencias, falta de camas, huelgas de personal... ¿a qué achaca que el CHUO viviese los recortes con más tensión que otros lugares?

Urgencias tiene sus momentos, sus picos. Hay cambios de contingencia difíciles de preveer. Pero en todos los hospitales, no solo de Galicia sino de España, este tema siempre da el titular.

Le achacaron falta de diálogo. Tiene fama de autoritaria.

No me considero así. En determinados momentos tengo que tomar decisiones, y siempre habrá alguien a quien no le parezca la oportuna. Mi máxima es la coherencia.

Comparadas con las críticas que se pudieron registrar contra otros gestores sanitarios, ¿tiene la sensación de que las que recibió usted fueron más a lo personal?

Sí. E incluso tengo la sensación que por ser mujer también recibí más.

¿Y también por ser familiar del presidente de la Xunta?

Pues sí, le doy la razón.

¿Fue un error tramitar la Lei de Saúde en pleno verano?

Estas tramitaciones tardan tanto... pero se ha puesto a disposición de todos para las alegaciones. En realidad, lo que supone esta ley es regular los proyectos de integración de los que se están viendo sus resultados, que funcionan.

La oposición dice que esta ley ayuda a privatizar la investigación. También que merma la autonomía de los hospitales comarcales.

No entiendo esas críticas. Cuando hicimos la gestión integrada se decía que se iban a cerrar hospitales... creo que ha pasado lo opuesto. Hoy hay un acercamiento de los servicios hospitalarios a la población.

¿Cuál es la salud de la sanidad gallega?

A nivel de Galicia, es de las mejores de España. Por no decir la mejor. Me llaman de foros para explicar la experiencia de la gestión de este modelo sanitario. Todas las TICs se han adelantado respecto a otras comunidades. Repasar los hospitales que se han construido, ampliaciones... La apuesta de la Xunta por la sanidad pública está demostrada.

¿Entonces la gestiona mejor el PP o el PSOE?

La gestionan los gestores sanitarios. Defiendo la profesionalización de esta figura, que es la que tiene que gestionar en este ámbito asistencial.

“La crisis no está reñida con las ideas", explicó tras recibir el premio como la gerente más innovadora de España en 2013.

Durante la crisis construimos el edificio de hospitalización del CHUO. Un proyecto que ha venido de la innovación y de las ideas. Los profesionales nos juntamos, vimos qué podíamos hacer en la población de Ourense. Y para llevar a cabo una serie de proyectos pedimos un complejo que ahora es una realidad, que crea un precedente. No existe ninguna otra infraestructura sanitaria en Europa financiada de esta forma.

¿Qué supondrá para Ourense?

Evidentemente no nos podemos olvidar que son habitaciones de hospitalización, la confortabilidad era algo demandado. Esas habitaciones triples con baño para cada seis quedarán en el recuerdo. Esto es lo que el paciente va a notar. Pero lo importante será ese reto de innovación asistencial donde Ourense va a estar en Europa.

¿Esta ampliación del hospital le deja una espinita?

¿Qué espina puedo tener?

No estar al frente de la gerencia de la EOXI en el momento en el que llegue el primer paciente.

Para nada. Los gestores lo que tenemos que hacer es gestionar lo que nos toca en el sitio en el que estás. Estoy orgullosa de haber conseguido que ese edificio sea una realidad, con todo el trabajo por detrás, de todos los profesionales, que ahora evaluarán esos proyectos que diseñamos. Ahora le toca a ellos, con el nuevo equipo directivo.

¿Cómo valora a su sucesor?

López Bellido aceptó un reto importante cuando se jubiló el anterior jefe de servicio y ahora, un reto superior. Es una persona que está perfectamente alineada con la organización y que la conozco desde hace mucho tiempo, somos compañeros y amigos.

¿Dejó en febrero un CHUO mejor que el que recibió en 2009?

Por supuesto. Sin ninguna duda.