FESTIVAL OUFF

El XX OUFF se abrirá con los ‘Lobos sucios' del wolframio

El certamen estrena la descentralización en los barrios y un encuentro de galaico-portugués.

El XX OUFF se abrirá con los ‘Lobos sucios' del wolframio

Hace veinte años, Ourense desplegaba una gran alfombra roja para acoger la primera edición de su entonces Festival Internacional de Cine Independiente, ideado por el director ourensano, ya fallecido, Eloy Lozano. Dos décadas después y con múltiples tormentas atravesadas que, se quiera o no, siempre dejan alguna huella, el evento cinematográfico continúa presentándose ante la sociedad ourensana con un programa lleno de historias contadas y con novedades.

Desde el próximo sábado hasta el 22 de noviembre, se podrá elegir entre 40 películas procedentes de 16 países diferentes, entre las que se encuentran las diez seleccionadas para la competición oficial.

Entre las novedades de esta nueva edición destaca la creación del "Espazo Carlos Velo"; la descentralización del festival hacia los barrios, con la proyección de películas de temática infantil, y la celebración del primer "Encuentro de coproducción audiovisual Portugal-Galicia", organizado por Agadic y el Instituto do Cinema e do Audiovisual de Portugal, que contará con la participación de una veintena de empresas productoras y distribuidoras y canales televisivos.

El festival fue presentado en la sala "José Ángel Valente", por el alcalde de Ourense, Jesús Vázquez; el presidente de la Diputación de Ourense, Manuel Baltar; el director de la Axencia Galega das Industrias Culturais (Agadic), Jacobo Sutil; la directora del certamen, Nora Sola, y los representantes de Gas Natural, Abanca y Gadis, patrocinadores privados del certamen.

Seis de las diez películas en competición son "primeras y segundas" óperas prima, como la película danesa "Bridgend", premiada en el Festival de Tribeca; "The Sinking of Sozopol", de Bulgaria, premiada en los festivales de Nueva York y Milán; o "Dark Horse", de Reino Unido, Premio del Público en Sundance. Compiten, además, la argentina "La vida después"; la coproducción de España y Alemania "La novia"; "Bambanti", de Filipinas; 'El comienzo del tiempo", de México; las españolas "La decisión de Julia" y "Techo y comida", y "Killing Time", coproducción de Bélgica y Francia.

La directora del festival, Nora Sola, resaltó la fuerte presencia del cine español en esta edición, que inaugura "Lobos sucios", la propuesta del director coruñés Simón Casal sobre las minas de wolframio, así como la presencia "por primera vez" de dos documentales en la sección oficial.

En las secciones paralelas estará "Inédito en Ourense", "Panorama Galicia", "Cinemas de Galicia", "Cine e viño", "Sesiones especiales" y un ciclo conmemorativo por los veinte años del festival.

El regidor ourensano aseguró que "nestes vinte anos teñen pasado polo festival producións de primeiro nivel, deixando no subconsciente colectivo un crisol de realidades de todas as partes do mundo. Ten que ser un festival referente en Galicia e no norte de Portugal".

El presidente de la Diputación, Manuel Baltar, destacó el regreso de la vuelta al patronato de la Diputación, que aporta 35.000 euros para la presente edición, "e que serán 50.000 para a próxima", y reiteró que la institución "nunca se foi do Festival".