Hable con ella

Según parece, uno nunca sabe si creerse estas noticias que siempre suenan a inventadas, una mujer que llevaba diez años en estado vegetativo en una clínica de Phoenix, Arizona, ha dado a luz. El niño está perfectamente, gracias a Dios. Su madre sigue igual. En estado vegetativo. Sorprende que en una mujer en esa situación que está tan vigilada y cuidada constantemente por muchas personas, nadie se hubiera dado cuenta a lo largo de los meses de que estaba embarazada. Pero en fin.

Por supuesto la historia recuerda irremediablemente la fabulosa película de Almodóvar "Hable con ella", en la que el grandioso Javier Cámara interpreta a Benigno, un bondadoso enfermero que en una clínica cuida con una dedicación que roza el amor imposible hasta el delirio a Alicia (Leonor Watling), una guapísima estudiante de ballet que está en coma. ¿La realidad supera a la ficción o la ficción supera a la realidad? Nunca lo sabremos.

Pedro Almodóvar, que tiene un don extraordinario para mezclar y conjugar el humor, el melodrama, la locura y la ternura, en "Hable con ella" nos regaló una de las mejores cintas del cine español de todos los tiempos, merecidamente premiada en un buen montón de festivales nacionales e internacionales que incluyeron dos Premios Bafta, mejor película extranjera en los Globos de Oro, y dos nominaciones a los Oscar como mejor guión original, entre otros. 

Ahora con esa mujer de Phoenix la película del director manchego está aquí, viva entre nosotros y en los medios. Es real. ¿La realidad supera a la ficción o la ficción supera a la realidad? Nunca lo sabremos.

En la película de Almodóvar, Benigno, como su propio nombre indica, era un hombre delicado, cariñoso, desprendido y gentil. Y estaba enamorado de Alicia incluso, como nos cuenta Almodóvar, desde antes de que ella cayera en coma. Seguramente Benigno quería a Alicia más que nadie en el mundo. Y más de lo que la hubiera podido querer nadie nunca. Pero "Hable con ella" es una película. En esta historia de Arizona que sí es real se ignora quién es el padre del niño y cómo es. No creo que sea como Benigno. Las autoridades y la policía están investigando el caso para tratar de identificarlo y localizarlo, pero de momento aun no tienen resultados y mientras tanto como era de esperar la directora del hospital y algunos cargos más del mismo ya han tenido que dimitir. Normal.

A mí esta historia real que reproduce la ficción me resulta fascinante, como un poema indescifrable que no se puede entender. No creo que el padre de la criatura, al que a estas alturas todo el mundo llama ya "culpable", fuera como Benigno. Ni mucho menos. Pero dejemos volar la imaginación y supongamos por un momento... y si lo fuera, y si fuera como Benigno ¿entonces qué?

Vean la película. No les cuento el final.

PD: Ya se ha localizado al padre. No tiene buena pinta, la verdad.